Las Torres, ¿ahora implicadas en lavado de dinero?

Quizás, ahora que Doña Sandra no tiene inmunidad se conocerá el tranfondo de este caso que involucra a su hermana y sobrina.

Sylvia Gereda Valenzuela

El día lunes, publicamos una de las investigaciones más importantes de las anomalías que ocurren en el gobierno de Alvaro Colom , y que saca a luz una presunta red dedicada a sacar maletas de dinero en efectivo por el aereopuerto internacional.

El tema toma más relevancia si se toma en cuenta el reporte firmado y sellado por Kennedy Franklin Pocop Ixtecoc, supervisor General Grupo B, de Aeronáutica Civil el 23 de mayo de 2010, quien describe cómo “en el scanner de empleados y funcionarios se presentó el delegado de protocolo del Ministerio de Relaciones Exteriores Walter Estrada, junto con 5 personas más de nombres Joel Salas, Ramiro Salas, Erika López, José Ángel fuentes, Sergio López y Ricardo Cuevas, quienes viajaban con destino A Panamá en el vuelo 389 de Copa Airlines”.

“Al momento de pasar su equipaje por la escáner, fue detectado que contenía varios paquetes de dinero”. El supervisor narra que los viajeros evadieron los controles de seguridad y abordaron su vuelo debido a que Estrada los identificó como invitados de primera dama de la Nación, de su hermana Gloria Torres y la sobrina la señora María Marta Torres”.

Es evidente que en este caso, los viajeros en contubernio con funcionarios violaron La Ley Contra el Lavado de Dinero, que establece que, quien transporte dinero en efectivo por más de diez mil dólares deberá reportarlo. Cosa que nunca sucedió.

La situación se torna más compleja, cuando los registros migratorios evidencian que estos individuos han viajado más de 18 veces a Panamá, cada uno, en el último año.

El día antes de publicar la nota, el Presidente Alvaro Colom, a través de su vocero, se comunicó a elPeriódico pidiéndo dar declaraciones. Un caso inusual, pues tradicionalmente Colom se abstiene de opinar. Cuál sería mi sorpresa, me percato que ha salido en defensa de su ex esposa y que además de exculparla y decir que su nombre ha sido mal utilizado por funcionarios de protocolo; se lanza a asegurar que la responsable directa es su ex cuñada Gloria Torres y su hija María Marta.

Estas declaraciones, no solo denotan la división irreconciliable entre dos hermanas, sino también el nivel de angustia y preocupación del mismo Presidente quien además, detalla datos que eran desconocidos como que, algunos de estos viajeros eran parte del equipo de seguridad de Gloria Torres y su hija y que además su cuñada le había manifestado su temor por perder la visa norteamericana por lo que el Mandatario se vio obligado a llamar al Embajador para pedirle que se iniciaran investigaciones y se sancionaran a los culpables.

Sobre este tema, Colom y las hermanas Torres guardaron hermetismo hasta que el escándalo estalló por elPeriódico.

Por su lado, Sandra Torres emitió un campo pagado diciendo que “rechaza los señalamientos vertidos en elPeriódico en el que de manera tendenciosa y malintencionada se le trata de vincular con hechos que no tiene ninguna relación”. En este caso, lamento decirle a doña Sandra que como periodistas de investigación únicamente transcribimos textualmente lo que decía la denuncia de Pocop, que fue dirigida a el coronel Marco Antonio Pascual, Gerente de Seguridad de la Dirección de Aeronáutica Civil, donde da a conocer lo sucedido la mañana en que los pasajeros evaden controles migratorios y sacan paquetes en efectivo.

Ni una sola letra de este reporte fue modificada. Por eso mismo, le corresponde al Ministerio Publico iniciar una investigación de oficio para dar con los responsables; así también al Presidente Colom informar sobre la investigación que dice haber iniciado y al Canciller Haroldo Rodas pronunciarse por este ilicito cometido por un agente de protocolo.

Sin embargo, todos guardan silencio. Gloria Torres no ha querido otorgarnos entrevista a pesar de múltiples solicitudes y los viajeros no aprecen en sus direcciones de residencia. Se esfumaron.

Otro tema que llama la atención es conocer porqué la seguridad de Gloria Torres y su hija viajan con tanta frecuencia a Panamá y Honduras evadiendo registros migratorios y portando dinero en efectivo, particularmente porque al visitar sus residencias comprobamos que viven en lugares humildes, que rayan en la pobreza. La gran incógnita es ¿De quién son esos fardos en efectivo?

Realmente, esto suena a la famosa Conexión Panamá en la que Alfonso Portillo y sus allegados sacaron del país millones en efectivo para abrir cuentas bancarias en el Canal.

Impresiona el silencio de la mayoría de medios de comunicación, la ausencia de declaraciones del Ministerio Público y Relaciones Exteriores. Quizás, ahora que Doña Sandra está despojada de su inmunidad podremos conocer el trasfondo de este caso que además de ella, apunta fuertemente a señalar a su hermana y su sobrina.

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario